Investigación revela que cotorras aprenden dialectos locales

cotorras

Una reciente investigación científica ha revelado que las cotorras argentinas que emigraron a Europa han desarrollado dialectos locales. Dado lo llamativo del caso, los científicos han iniciado un estudio detallado sobre las formas de comunicación de estas aves. Es importante destacar que las cotorras argentinas son conocidas por su plumaje mayormente verde con toques amarillos y azules, así como un pecho grisáceo, y son reconocidas por su notable capacidad de adaptación. Se estima que han evolucionado para desarrollar diversos dialectos que varían entre países y ciudades, demostrando su habilidad para imitar sonidos y voces. Esta particular capacidad ha sido lo que les ha permitido integrarse en diferentes entornos y generar variaciones lingüísticas únicas.

Cotorras que aprenden dialectos locales

La investigación subraya que este fenómeno de aprender dialectos locales entre las cotorras argentinas resalta su asombrosa adaptabilidad y capacidad de aprendizaje. En algunos lugares, estas aves han adoptado patrones lingüísticos específicos de la región. En concreto, la investigación ha sido desarrollada por el Instituto Max Planck de Comportamiento Animal. La misma proporcionó información valiosa sobre este fenómeno.

Los periquitos monje exhiben un repertorio vocal extremadamente flexible, lo que les permite imitar y aprender nuevos sonidos a lo largo de su vida. La comparación realizada por científicos de los Institutos Max Planck de Comportamiento Animal y de Antropología Evolutiva ha permitido obtener información detallada sobre la lingüística de estas aves.

«Al igual que los humanos, las cotorras argentinas en Europa tienen formas únicas de comunicarse según el lugar donde viven», explicó Stephen Tyndel, estudiante del Instituto Max Planck de Comportamiento Animal. A pesar de que Europa no cuenta con aves nativas, varias especies, incluida la cotorra monje, se establecieron después de escapar del comercio de mascotas. Tyndel señaló que las cotorras argentinas son un sujeto ideal para estudiar la evolución de la comunicación compleja en una especie diferente a la humana.

Investigación en ocho ciudades

Los investigadores llevaron a cabo un análisis y registro de cotorras argentinas en ocho ciudades de todo el mundo, incluyendo España, Bélgica, Italia y Grecia. Mediante un innovador método estadístico, los expertos pudieron demostrar que las llamadas de las cotorras variaban significativamente de una ciudad a otra. «Queríamos determinar no solo la existencia de diferentes dialectos, sino también la escala geográfica en la que se encuentran», afirmó el investigador.

Los resultados revelaron que, de hecho, los loros presentaban diferentes dialectos en cada ciudad. Por ejemplo, en Bruselas, las llamadas de contacto diferían notablemente de las de otras ciudades. En su mayoría, los dialectos se distinguían por la estructura de modulación de frecuencia dentro de cada llamada, siendo difícilmente perceptibles para los humanos.

A lo largo de la investigación, se observó que solo existía un dialecto por ciudad en lugar de varios, como se esperaba. Tyndel indicó que esto sugiere que los dialectos se separaron tempranamente cuando las aves invadieron las ciudades europeas y luego no experimentaron cambios significativos durante este período.

A pesar de que las cotorras argentinas viven en grupos, Simeon Smeele, científico afiliado al Instituto Max Planck de Comportamiento Animal, planteó la posibilidad de que los dialectos podrían utilizarse como una forma de comunicar la pertenencia a grupos de nidos, actuando como una especie de contraseña.

Aunque las formas de comunicación de las cotorras argentinas son complejas, los expertos esperan descubrir aún más información sobre sus diversos dialectos en futuras investigaciones.

Imagen cortesía de https://pixabay.com, a quien pertenecen todos los derechos

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.