¡Mi perro lo mordisquea todo!

Es usual que tu mascota tenga predilección por morderte los zapatos, la ropa o los muebles. A los perros les encanta masticar y desmenuzar cosas, pero no entiende, si no se les explica con mucha paciencia, qué pueden o no pueden morder.

La paciencia es la clave

Cuando lo veas morder algo que no deben, di “no” o “eh” en un tono claro y firme, que no deje lugar a dudas de que es una acción incorrecta. Es muy probable que no lo consigas a la primera. Su aprendizaje se basa en asociaciones, así que vas a tener que repetírselo varias veces con el fin de que establezca la relación.

Enséñale

En vez de darle una palmada en el trasero o perder la calma, es preferible que le entregues un juguete que pueda morder. No uses ropa vieja o algo similar porque entonces le estás dando a entender que puede morder tu ropa u otros objetos de la casa. Dale su propio juguete. Hay objetos diseñados para ellos, como zapatitos comestibles, huesos para roer o muñecos de plástico no tóxico.

¡NO TE LO PIERDAS!
Cómo cuidar de un perro con sobrepeso

Realmente te compensa mucho más ser paciente y tenaz con esta técnica que asustar al perro con gritos o palos. Ya sé que no pretendes hacerle daño, sino enseñarle, pero el método de pegar no es muy eficaz y, además, puede hacer que tu perro desarrolle instintos agresivos.